Una Casa Blanca dirigida por interinos

0
69

La Casa Blanca de Donald Trump parece haberse instalado en la interinidad. En ninguna otra Administración de los últimos cinco presidentes ha existido un número tan alto de despidos y dimisiones en puestos de alto nivel que no tienen relevo fijo. Y sin embargo, el mandatario parece sentirse cómodo con el actual estado de las cosas. “No tengo ninguna prisa”, declaró Trump a principios de año, no mucho después de que John Kelly, su jefe de Gabinete, pieza clave en la Casa Blanca, abandonara su puesto. El cargo de Kelly sigue en posesión de un interino, Mick Mulvaney. Trump no tiene prisa.

Seguir leyendo.



Enlace original de la notícia

Comente con Facebook