La torre Eiffel y una docena de museos cerrarán el sábado ante el temor a las protestas de los ‘chalecos amarillos’

0
51

El Gobierno francés multiplicó este jueves sus llamamientos a la calma, en vista de que ni siquiera el anuncio de que se suspenderá la subida del precio del carburante durante todo 2019 ha logrado apaciguar la ira de los chalecos amarillos, ese movimiento sin líderes claros que se ha levantado contra algunas medidas gubernamentales y que amenaza con manifestarse este sábado en París por cuarto fin de semana consecutivo. Al mismo tiempo, el Ejecutivo de Emmanuel Macron ha dejado claro que desplegará los medios necesarios para evitar actos de vandalismo como los sufridos la semana pasada, cuando comercios, vehículos y hasta monumentos nacionales como el Arco del Triunfo resultaron gravemente dañados. Hasta 89.000 miembros de las fuerzas del orden serán desplegados en toda Francia, de ellos 8.000 en París, anunció en la noche el primer ministro, Édouard Philippe.

Seguir leyendo.



Enlace original de la notícia

Comente con Facebook